viernes, 16 de octubre de 2015

Crítica de "Confident", Demi Lovato



Hoy, 16 de octubre, es lanzado a nivel global el quinto álbum de estudio de Demi Lovato, Confident, el cual sucede a aquel Demi, que la cantante editaba en el año 2013.

El disco, tal y como acostumbra la artista, incorpora multitud de estilos (Pop, Baladas, Dance, R&B, etcétera) pero, en esta vez, se caracteriza por una cierta particularidad. Y es que, ya no solo a nivel conceptual, sino también personal, hace acto de aparición en la trayectoria y la vida de la artista en un momento en el que el autoestima comienza a ser un aspecto indispensable para sí misma.

Se compone de once pistas, quince en total en su Edición Deluxe, siendo los cuatro Bonus Tracks dos temas inéditos y dos remixes.


Comenzamos con la pista homónima, escogida como el segundo single del nuevo producto discográfico de Demetria Devonne y que, sin lugar a dudas, se trata de una introducción la mar de emocionante.

Siendo uno de los más memorables Up-Tempos contenidos en el disco al que pertenece, Confident se define como un frenético grito de guerra puramente Pop que, aunque quizás demasiado repetitivo a nivel lírico, desprende poderío y supone una prueba más del aumento de seguridad propia que la cantante ha experimentado a lo largo de los últimos tiempos. Si es que, no podría tener más razón: ¿qué tiene de malo creer en uno mismo?

Días atrás, una vez habiéndose confirmado que desempeñaría el papel de corte promocional, veía la luz su propio vídeo musical. Dirigido por Robert Rodriguez y estando protagonizado por Lovato y la actriz Michelle Rodriguez, destaca por su “violencia” gráfica, temática sin precedentes en la videografía de la artista y que, por momentos, impacta.

“Solía contener mi locura, pero ahora la dejo fluir, elijo por mí misma. P***, yo llevo las riendas de este espectáculo, así que deja las luces encendidas. No, no consigues que me comporte.

Dices que soy complicada, que tengo que estar loca. Pero me has infravalorado. ¿Qué tiene de malo tener confianza en una misma?”


9,5/10



Aunque poco representativa del conjunto de pistas al que pertenece, es innegable que la ferocidad y el gancho que caracterizan a Cool For The Summer son, a su vez, los atributos que lo han convertido en una gema veraniega, cuanto menos, infalible.

Si bien en un principio podría crear en nosotros la sensación de ser genérico hasta niveles considerables, lo cierto es que su fantástica producción, marcada por un inicio sutil, un post-estribillo que libera la emocionante esencia EDM del tema y una interpretación más que acertada (con despliegue vocal incluido según nos aproximamos a su final), compaginan a la perfección en un corte que nos incita a desinhibirnos y que se basa en el interés por tener experiencias homosexuales.

Y, ¿sabéis lo que es más curioso aún? Que, a pesar del transcurso de los meses y de que el verano ya haya llegado a su fin, continúa antojándose como apasionante, lo cual es más que lógico: ¡es auténtico fuego! Y, sin duda, dicha descripción es también óptima para su clip, cuyo más sorprendente elemento es la faceta tan sensual expuesta por Demi, la cual disfruta y demuestra estar más conforme consigo misma que nunca, por supuesto, también a nivel físico. Sus secuencias, como vosotros mismos podéis comprobar, le vienen como anillo al dedo, teniendo también en mente que su Lyric Video debería de considerarse todo un referente en lo que a dichas producciones respecta.


“Dime si he ganado y, si lo he hecho, ¿cuál es mi premio? Solo quiero jugar contigo, también. Incluso si nos juzgan, a la m*****, haré tiempo: solo quiero divertirme un poco contigo.

Tengo mi mente en tu cuerpo y tu cuerpo en mi mente. Me gusta la cereza, solo necesito darle un mordisco. No se lo digas a tu madre, besémonos el uno al otro, muramos el uno por el otro, estamos bien para el verano.

“Arrástrame hasta tu paraíso, no te preocupes, soy el tipo de cuerpo que te gusta. Solo es algo que queremos probar. Estamos bien para el verano”


10/10




Los rumores señalan a Old Ways, tercer corte dentro del tracklist del álbum, como el posible tercer sencillo que sería extraído del mismo: ¿supone ello una acertada elección?

En cierto modo, sí, debido a su contagioso y atractivo estribillo, pero no si consideramos las otras pistas que componen esta producción discográfica y que son más excelentes que la misma.

Goza, no obstante, de uno de los más emocionantes instrumentales entre todo el material inédito que la cantante nos ha ofrecido, el cual se compone de encantadores sonidos en especial en su comienzo y, además, tras su estribillo.

“No estoy en el mismo lugar en el que me encontraba.

Pero si alguien me dice que volveré a ser la de antes, le contestaré que de ningún modo. He salido por la puerta, les estoy escuchando decir que volveré a ser la misma de antes. No volveré a ser la misma de antes”

8/10





La artista, principalmente, destaca por su habilidad para el canto y por las reacciones que es capaz de generar a través de su voz. A lo largo de estas canciones podremos apreciarlo (como es lógico, en unas más que otras), pero For You es una de aquellas en las que dicha capacidad será aún más notoria.

Se trata de una pista que ya de por sí destila una infinidad de sentimientos, otorgando una sensación de caos emocional. Así, es el complemento perfecto para una confesión en la que, carente de cualquier atisbo de rencor, nuestra protagonista manifiesta el dolor que le produce el explotarse a sí misma con el fin de satisfacer una relación de la cual, por desgracia, no recibe prácticamente nada.

“Haría cualquier cosa por ti. Clavaría mi corazón al techo, atravesaría la pared con mi puño. ¿Por qué? Permanezco ahí cuando desfallezco y resisto los golpes como una vencedora, pero, al final, no obtengo nada”

8/10




Constando de las características necesarias para calificarse como una Balada clásica, cuyos elementos protagónicos son tanto la interpretación de aquella persona que canta sus versos y un delicado piano, Stone Cold podría considerarse como el primer y único sencillo promocional desvelado hasta ahora del nuevo disco de la intérprete de Heart Attack.

Cabiendo mencionar, en especial, el agudo que ejecuta Demi cuando nos aproximamos al desenlace de la pista, se autodefine como un corte desgarrador que, lejos de tratarse de un corte desdeñable, no considera posicionarse en la agrupación de los más memorables momentos de este Compact Disc.

“Estás bailando con ella cuando estoy con el teléfono. Como una piedra fría, como una piedra fría. Era tu ámbar, pero ahora ella es la sombra del oro.

Como una piedra fría, cariño. Dios sabe que he intentado sentirme feliz por ti, sabe lo que soy, a pesar de que no pueda entenderlo. Aguantaré el dolor. Dime la verdad, mi corazón y yo lo superaremos. Si ella es feliz, me alegro por ti”

7,5/10



No podría describir cuál fue mi asombro al disfrutar de aquel breve adelanto de la sexta composición que compone Confident y que, indiscutible e indudablemente, debe de editarse como sencillo del disco en algún momento de esta etapa discográfica.

En colaboración con Iggy Azalea (cuya participación, para ser honestos, está más cercana a calificarse como prescindible que como indispensable), contiene ciertas reminiscencias al fantástico Black Widow que la rapera australiana publicaba el pasado año en colaboración con Rita Ora: o, al menos cuando alcanza su punto álgido, podemos hallar algunas similitudes, aunque durante el resto de la pista no guarde ni la más mínima relación con el tema mencionado.

Se cataloga como una emocionante propuesta Hip-Hop cuyo éxtasis es alcanzado con la brava y memorable interpretación de Lovato de su estribillo, el cual desemboca en un break bailable, místico y épico. Todo ello, además, basándose en una declaración de intenciones amorosa, y es que la cantante está dispuesta a portar la corona del reino de su amado.

“La llama es tan brillante que consigue que la luz del día parezca oscura. Juro que moriré por ti, juro que siempre cuidaré de ti. Juro, como si fuese un tatuaje agridulce, vamos.

Eres mi reino, eres mi reino, siéntame en tu trono”

10/10



Son dos las colaboraciones que componen las trece pistas que la cantante nos ha ofrecido como parte de su inédito conjunto de temas. Además de su predecesora, la rapera estadounidense Sirah (cuya intervención resulta más atractiva para el conjunto del corte que la inclusión de Azalea en Kingdom Come) participa, de forma bastante breve, en Waitin For You.

Constando de una exquisita producción R&B que, aunque fresca e hipnótica, resulta ser algo fallida a la hora de transformar a esta pista en uno de los más destacables momentos contenidos a lo largo del álbum.

Sin embargo, es necesario hacer mención a los “oh, oh” tan enérgicos que recita la cantante y, cómo no, a la tan literal referencia que hace a lo largo de sus más de tres minutos de duración a los denominados haters que le atosigan, así como a infinidad de celebridades.

“Tío, que les d** a mis malos hábitos, no actúes como si no tuvieses ninguno.

Puedes huir, pero sabes que sé qué es lo que has hecho. Puedes huir, pero guarda todas y cada una de tus palabras.

Así que, cuando las luces se apaguen y haya atardecido, sabrás que no me alejaré. Te estaré esperando con los nudillos fuera y en guardia, cuando tengas ganas de la próxima ronda. Te estaré esperando”

7/10



Cuando es desvelada la lista de temas que compondrá un álbum, hay una serie de títulos que, desde los primeros instantes, acaparan nuestra atención y nuestras expectativas con respecto a las pistas que esconden detrás se acrecientan. Es lo que podría suceder, por ejemplo, con Wildfire.

Un Mid-Tempo de ligeras influencias Electrónicas que, una vez ha dado comienzo, contribuye a esclarecer nuestra percepción con respecto a la producción del material inédito que la cantante ha lanzado, que no podría gozar de una mayor exquisitez. El especial encanto del corte en cuestión no reside solo en el romanticismo que lo envuelve, sino, además, en su equilibrado desarrollo, careciendo de todo tipo de crescendos, incluyendo dentro de dicha afirmación tanto a su instrumental como a la parte que corresponde a Lovato.

“Puedes llevarme allí. Podemos incendiar el mundo.

Cariño, eres todo lo que necesito. Vamos, libérame ahora como la pólvora, como la pólvora. Estoy asfixiada, no puedo soportarlo, me derrito con tus besos de escarlata, como la pólvora”

8/10



Cuando un determinado proyecto discográfico incorpora una cierta cantidad de cortes que siguen la misma dinámica (por ejemplo, un álbum que incluye una cifra nada desdeñable de Baladas) es inevitable crear comparaciones entre las mismas. Una vez nos adentramos en la preciosa Lionheart, no podemos hacer más sentirnos atraídos ante su atrayente esencia y, por supuesto, reivindicarla como una de las joyas de Confident, por encima de la inmensa mayoría de cortes que adoptan un género similar. 

En total, cuatro minutos y cuatro segundos es el espacio de tiempo precisado para rendirnos ante un maravilloso y fantástico instrumental, fusionado a la perfección con una interpretación vocal tan bella y adecuada y unos versos que podrían denominarse, sin más complicaciones, como los más emocionantes del conjunto del disco.

Pocas sensaciones equiparan a aquella que invade nuestros corazones cuando contamos con la certeza de que, a quien que amamos, deambulará de nuestra mano a través de la oscuridad y nos impulsará en nuestro camino hasta la luz y la felicidad plena.

“Estás aquí como una silueta, cuando la oscuridad predomina, eres la más brillante luna y estoy a salvo.

Nuestra historia nos unifica, como el bien y el mal. Tu mano está junto a la mía, sincronizada con el latido de las estrellas.

Y nos adentramos juntos en la luz, y tu amor será mi coraza esta noche. Somos corazones de león. Y permanecemos juntos, haciendo frente a una guerra, y nuestro amor todo conquistará. Somos corazones de león”

10/10



A pesar de que Waitin For You supone una inmersión en el mundo de la música Urban, lo cierto es que ninguna de las canciones incorporadas en el álbum presume de disfrutar de un alma tan puramente R&B como lo hace Yes.

Entre chasquidos, una llamativa instrumentación y una vívida pista vocal, acaba transformándose en una de las mayores curiosidades que la cantante habría podido editar hasta la fecha aunque, siendo honestos, no tanto como algunos de sus nuevos cortes.

“Aquí está mi cuerpo, que estoy otorgándolo para ambos. Aquí están mis brazos, que nos elevarán. Aquí está mi vida, dedicada al amor. Intenté darte todo lo que merecías y no puedo prometer que irá bien. Pero aquí estoy si estás preparado para intentarlo, aquí están mis lágrimas para cuando me digas esas palabras. Aquí está mi vida, para bien o para mal. Para bien o…Sí, sí”

7/10



Si no todos, la inmensa mayoría de los artistas originan auténticos momentos culmen en sus producciones e, incluso, creaciones que podrían considerarse como aquellas más destacables de toda su trayectoria, haya sido esta última más o menos extensa. La Edición Estándar de Confident llega a su fin con su undécimo tema, el cual es, además, con una Balada cuya historia no solo es real sino que, además, es narrada con el más profundo y desolador dolor, desde el más profundo rincón del alma de la cantante: Father.

Sus brillantes agudos, su espectacular infinidad de momentos vocales que ponen los pelos de punta y el inesperado giro de influencias Góspel en el que se torna según nos aproximamos a su desenlace suponen, indudablemente, un conjunto espléndido. Pero, además de ello, si nos adentramos en sus versos, es imposible contener la emoción y sucumbir ante semejante tema que, cuanto menos, se autodenomina como lacrimógeno.

Como imaginaréis, está basada en la relación que la cantante tenía con su fallecido padre, por el cual, en ocasiones, no sabría definir lo que siente, pero en ningún momento cesa en su esperanza de que, donde quiera que esté, haya recibido la segunda oportunidad que en vida no tuvo. Sin palabras, ¿cierto? Hasta donde mi memoria alcanza, solamente en dos ocasiones me he emocionado tanto con un tema a primera escucha hasta el punto de derramar varias lágrimas y, esta pista, ha sido la segunda. No es necesario añadir ningún detalle más. Gracias, Demi.

“Siempre te deseé lo mejor, recé por tu paz, a pesar de que empezaste esto, esta guerra en mí.

¿Hiciste lo mejor que pudiste? A veces pienso que te odio. Lo siento, papá, por sentir esto. No puedo creer que lo esté diciendo. Sé que eras un hombre con problemas, sé que nunca tuviste la oportunidad de ser tú mismo, de dar lo mejor de ti. Espero que el cielo te haya dado una segunda oportunidad”

10/10



Tratándose del primer Bonus Track y, aunque enérgica y Radio-Friendly a más no poder, Stars se caracteriza por el dulce romance al cual hace referencia a nivel lírico, refiriéndose a dicha relación como una de aquellas cuya brillantez es tan inmensa que podrían emular la belleza de cualquier estrella.

Eso sí, ¿soy el único que lo percibe como el momento del álbum que, sin alcanzar lo detestable, roza de forma considerable la mediocridad? De lo que no cabe ni la menor duda es, por supuesto, de su vivaz espíritu, lo que no le convierte, del todo, en un desacierto.

“Cuando las luces se apaguen y todo se derrumbe…Nadie sabe cuándo llegará el mañana, porque tú y yo vivimos para el momento.

Y, realmente, no necesitamos la luz, porque esta noche somos estrellas”

6/10




En el décimo tercer lugar, considerándose como el punto final del nuevo disco de la intérprete de Skyscraper y como aquel corte que da fin a la Edición Deluxe, nos sorprende la esencia Retro tan notoria que impregna, con clase, a Mr. Hughes.

Las distintas carcajadas, la interpretación vocal y la acertada mezcla entre el Jazz, el Pop o el Soul componen una atmósfera única, sin muchos precedentes en la discografía de la cantante y, seguidores míos, ¿quién sabe si no podría ser la base para algún futuro proyecto suyo? Lo cierto es que, deambulando por este terreno, la artista no se siente, de ninguna manera, incómoda.

“Escúchame, cariño. Tengo algo nuevo que decirte. Perdono, pero no puedo olvidar tus errores. Ahora, creo que es el momento de que pagues por ello. Él, es el señor Hughes”

7,5/10




A lo largo de nuestra vida cotidiana, llevaremos a cabo multitud de proyectos en los cual invertiremos una infinidad de tiempo y, como es lógico, muchísima ilusión. Casi de forma innata y, salvo excepciones, nuestras creaciones más recientes habrán superado y, con creces, a todos nuestros esfuerzos previos. Son innumerables los factores que intervienen a lo largo de dicho progreso pero, de forma incuestionable, uno de los pilares básicos que afectan a dicho proceso es la autoestima, manifestada a través de la confianza propia.

Los citados aspectos, lo cual es notorio tanto en su portada, como en su título, como en su concepto (además de a nivel musical), suponen una definición relizada a medida de Confident. ¿Quizás sea la aceptación por sí misma (que tanto caracteriza a Lovato en esta nueva etapa) el más influyente matiz que habría impulsado a la cantante a concebir su producción discográfica de mayor solidez hasta la fecha? La respuesta a dicha cuestión es ambigua, en cierto modo, siendo también necesario tomar en cuenta que, a lo largo de su trayectoria, la artista ha experimentado una cierta madurez artística que, con el paso de los años, habría hecho que las pistas que fuesen originadas, se catalogasen, una y otra vez, como superiores a sus predecesoras. 

Trece cortes, entre los que predominan las Baladas y los Mid-Tempos, teniendo también cabida momentos la mar de bailables, son la prueba de ello. Evidentemente, carecería de todo sentido sumergirnos en un álbum de la artista estadounidense sin hacer influencia a su poderosa, firme y preciosa voz: de nuevo, vuelve a sorprendernos con su más atribuible don musical, pudiendo considerar como brillantes muchas de las interpretaciones vocales incluidas en el álbum en cuestión.


Existen, como imaginaréis, ciertos desequilibrios, entre los que se encuentra Stars, tan adictiva como irritante, o Waitin For You, dotada de una fantástica producción y que, a pesar de ello, se ve opacada por la aplastante mayoría de las inéditas canciones que, hoy, han visto la luz. A pesar de ello, es inevitable tener la sensación de que, incluso con los mismos (que, por cierto, en ningún momento deberían de considerarse como momentos hórridos), el cuerpo general del álbum y sus más memorables composiciones consiguen adaptar al oyente a un cúmulo de sensaciones sonoras que, de ninguna manera, se define como rechazable.

A pesar de considerar a Confident como una infalible propuesta Pop, o a Wildfire como un despliegue de dulzura, es imprescindible hacer hincapié en las que, al menos bajo mi punto de vista, son los instantes de mayor brillantez que, esta vez, nos ha ofrecido la intérprete. Entre una pronunciada sensualidad, primeramente, es necesario apelar a la más irresistible invitación a la pista de baile que contiene el disco, Cool For The Summer; no podríamos adentrarnos en el conjunto compuesto por los trece cortes sin reparar en la apoteósica Kingdom Come, un entusiasta y rompedor número influenciado por el Hip-Hop; unos bellísimos versos, una grandiosa producción y una preciosa interpretación también denominan a Lionheart como un tema merecedor de ser mencionado; por último y, no por ello menos importante, sería un auténtico despropósito no destacar el culmen emocional del álbum, Father, aquella impresionante Balada, capaz de dejarnos sin aliento, que rinde homenaje a su ya fallecido padre. 

No solo debemos de extraer de todas estas canciones un motivo más para hacer que la confianza en nosotros mismos forme parte de nuestras rutinas sino, además, una reafirmación de las enormes posibilidades artísticas de Demi Lovato. Puesto que, si de algo no cabe duda, es de que, también gracias al autoestima y al positivismo que incide en su vida en estos instantes, además de a su natural capacidad para despertar en nosotros múltiples sensaciones, Confident supone un punto de inflexión en su trayectoria.

75/100
Mostrar comentarios
Ocultar comentarios

10 comentarios:

  1. No soy muy fan de Demi pero debo decir que me sorprendió bastante con este álbum en especial con Cool For The Summer ya que con DEMI me dejó muy decepcionado, me encantan tus criticas y la forma en que las haces SALUDOS!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estoy totalmente de acuerdo con casi todo lo que has dicho, salvo en lo que respecta al decepcionarse con "DEMI", ya que (en mi caso particular), adoro "Neon Lights".

      Me congratula que te gusten tanto mis aportes, Jose, para mí es todo un halago. ¡Gracias!

      Eliminar
  2. Realmente muy buen disco!! Algunas canciones suenan algo repetitivas pero su voz es magnífica así que no hay problema. Stone Cold me encanta! For You y Kingdom Come tienen que ser singles!! Confident y CFTS joyas a pesar de el poco éxito que merecían.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estoy totalmente de acuerdo contigo, sobre todo en lo que respecta a "Kingdom Come": ¡debe de ser single, como bien has dicho!

      Por desgracia, ninguno de los dos singles ha disfrutado del éxito merecido. No obstante, es posible que aún "Confident" (el tema) pueda remontar, aunque solo el tiempo nos lo dirá.

      Gracias por comentar, Jorge.

      Eliminar
    2. Seguro con Kingdom Come entra de cabeza al top 10 de billboard!!!

      Eliminar
    3. ¡O, al menos, debería! Cabría esperar, también, un vídeo musical a la altura. ¿No crees?

      Eliminar
    4. Ahora cualquier canción es entra al top 10 de billboard, no puedo creer que con la calidad y el talento que esta chica tiene no lo logró! Claro lo logró dos veces antes pero debería haber llegado al top 5 por lo menos. Demi hará un gran vídeo seguro, esperó que no le pase de Pretty Girls. Iggy ya no es exitosa.

      Eliminar
    5. Ahora que lo dices, adoro a Britney y es una pena que "Pretty Girls" no tuviese el éxito esperado. Aún así, nunca se sabe, quizás a "Kingdom Come" no le sería muy difícil ascender en las listas...

      Aunque ha sido algo desafortunado que "Cool For The Summer" no fuese top 10 en el Billboard Hot 100, tienes toda la razón...

      Eliminar
    6. Si. Una pena. Igual se disfruta de la miasma manera un álbum exitoso que otros que no. A decir verdad he disfrutado más de la música menos exitosa.

      Eliminar
    7. También es el tiempo el que nos da distintas perspectiva de álbumes que a lo mejor en su momento considerábamos mejores o, en el caso contrario, peores.

      Lo que no debemos hacer nunca es dejarnos influir por la recepción comercial o el recibimiento del público de cara a un tema o disco, que reconozco que alguna vez me habrá pasado. ¿No crees?

      Eliminar