lunes, 21 de septiembre de 2015

Ya a la venta "Honeymoon", nuevo álbum de estudio de Lana Del Rey


1. Honeymoon
2. Music To Watch Boys To
3. Terrence Loves You
4. God Knows I Tried
5. High By The Beach
6. Freak
7. Art Deco
8. Burnt Norton - Interlude
9. Religion
10. Salvatore
11. The Blackest Day
12. 24
13. Swan Song
14. Don't Let Me Be Misunderstood

Poco más de un año después de Ultraviolence, su más reciente proyecto, la polifacética Lana Del Rey ha llevado a cabo su nuevo asalto a la industria fonográfica, que comenzaría semanas atrás, con el lanzamiento de su single High By The Beach

El tercer álbum de estudio (cuarto si incluimos aquel Lana Del Ray) de la intérprete de Blue Jeans recibe el nombre de Honeymoon y se caracteriza porque, si bien su predecesor incorporaba estilos musicales ambientados en décadas pasadas, esta producción inédita contiene ciertas influencias de Jazz. 

Lanzado en formato físico y digital el pasado viernes, 18 de septiembre, consta de 14 pistas en total, careciendo de Edición Deluxe alguna, al contrario que su antecesor. La fotografía que podéis contemplar al comienzo del artículo es su característica portada, particular y elegante a partes iguales y, sin lugar a duda, más que óptima para la colección de pistas a la que representa. 

He de reconocer que, en los últimos meses, la sensación de que el establecer una conexión musical por mi parte con Elizabeth Woolridge Grant terminaría tratándose de un imposible, ya que distintos temas de su trayectoria (en especial, las maravillosas Ride y Shades Of Cool) resultaban ser pistas que me hechizaban, aunque no lograse disfrutar del todo con el resto de su material. 




Una vez es lanzada la hipnótica High By The Beach, me reafirmo en mi pensamiento, puesto que se trata de una canción atractiva que no consigue despertar en mi sentimiento alguno, mas no por ello pierdo el interés con respecto al nuevo disco de la cantante. Y, una vez llegados a este punto, mis queridos seguidores, creo que va siendo hora de rectificarme. A pesar de que aún es necesario que digiera en su totalidad la inmensa mayoría de estos cortes, así como considero crucial el asimilar sus letras (proceso al que no me he sometido) mi satisfacción es más que notoria y general. 

El recorrido de sensaciones y de sonidos con el que esta vez nos deleita la cantante es, cuanto menos, sorprendente. Sin olvidar su atmosférico y hablado interludio Burnt Norton, es todo un reto no hacer hincapié en distintos aspectos que caracterizan a las nuevas creaciones de la compositora. Así, es necesario destacar que, aunque a primeras pueda parecer que nos hallamos ante una especie de somnífero sonoro, la homónima Honeymoon acaba convirtiéndose en una apacible y barroca exquisitez. Y, a pesar de que el innegable encanto de Terrence Loves You no ha acabado por hacerse conmigo, es necesario referirnos a Music To Watch Boys To como una de las más memorables piezas que incluye el álbum, contando con un estribillo magnífico y tratándose, además, de su posible segundo single.

Efectivamente, los últimos cortes mencionados son aquellos que vieron la luz de forma previa al lanzamiento del disco. Pero es que, dejando de lado dichas cuatro pistas, las diez restantes ocultan algunas de las más grandes sorpresas con las que Del Rey ha querido deleitarnos, como parte de esta etapa discográfica. Es complejo no reparar en la atractiva locura que (valga la redundancia) invade Freak o en uno de los más bellos momentos a nivel de desempeño vocal, contenidos en SalvatoreY, sin lugar a duda, el más emocionante recorrido musical lo suponen sus últimas piezas. Coronándose como aquella de mayor extensión de dicho proyecto, nos encontramos en el undécimo lugar a una sorprendente The Blackest Day, sucedida por una correcta 24 que destaca por curiosos elementos añadidos a su instrumental

Swang Song es el más atrayente título, sin lugar a dudas y que presume, además, de esconder una delicadeza que podríamos superar superior a bastantes de las canciones incluidas en esta colección de temas. No obstante, quizá tratándose de mi preferida del conjunto, la guinda del pastel es aquella versión de Nina Simone, decimacuarta pista del conjunto: Don't Let Me Be Misunderstood, una mágica y sutil producción, además de una brillante interpretación por parte de Lana, que finaliza con broche de oro Honeymoon. De corazón os recomiendo que os sumerjáis en todos y cada uno de sus temas puesto que, de veras, es muy probable que os sintáis atrapados por algunos de ellos, tarde o temprano. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario